«Nada hay oculto que no llegue a descubrirse, nada secreto que no llegue a saberse o a hacerse público»

Evangelio del día 19 de septiembre de 2022 – Lucas 8, 16 – 18

En aquel tiempo, dijo Jesús a la gente: «Nadie enciende un candil y lo tapa con una vasija o lo mete debajo de la cama; lo pone en el candelero para que los que entran tengan luz. Nada hay oculto que no llegue a descubrirse, nada secreto que no llegue a saberse o a hacerse público. A ver si me escucháis bien: al que tiene se le dará, al que no tiene se le quitará hasta lo que cree tener.»

La imagen es de pexels en pixabay

Reflexiones relacionadas

Ser luz

Adviento

A lo largo de todo el Evangelio está muy presente el concepto de la luz, muy frecuentemente en contraposición a las tinieblas. Jesús dice de sí mismo que es la luz del mundo y nos pide también a nosotros que seamos luz para los demás.

¿Qué es lo que quiere decirnos con eso?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.