Evangelio del día Imagen noviembre 2018

Evangelio Mateo 5, 1 – 12a «Bienaventurados los pobres en el espíritu, porque de ellos es el reino de los cielos»

Al ver Jesús el gentío, subió al monte, se sentó y se acercaron sus discípulos; y, abriendo su boca, les enseñaba diciendo: «Bienaventurados los pobres en el espíritu, porque de ellos es el reino de los cielos. Bienaventurados los mansos, porque ellos heredarán la tierra. Bienaventurados los que lloran, porque ellos serán consolados. Bienaventurados los que tienen hambre y sed de la justicia, porque ellos quedarán saciados. Bienaventurados los misericordiosos, porque ellos alcanzarán misericordia. Bienaventurados los limpios de corazón, porque ellos verán a Dios. Bienaventurados los que trabajan por la paz, porque ellos serán llamados hijos de Dios. Bienaventurados los perseguidos por causa de la justicia, porque de ellos es el reino de los cielos. Bienaventurados vosotros cuando os insulten y os persigan y os calumnien de cualquier modo por mi causa. Alegraos y regocijaos, porque vuestra recompensa será grande en el cielo».

La imagen es de mmplatypus en pixabay

Reflexiones relacionadas

Evangelio apc PobrezaLa pobreza

Afortunadamente, no todo lo que rodea la pobreza material es malo. Son bastante las ocasiones en las que Jesús ensalza a quienes viven en la pobreza. En el sermón del monte, de hecho, los menciona en primer lugar: “Bienaventurados los pobres porque vuestro es el Reino de Dios”. ¿Por qué esta bienaventuranza?, ¿qué sentido tiene?

 

Evangelio apc MargaritasLimpieza de corazón

A muchos de nosotros nos sale de primeras ese pensar lo peor del otro sin tener motivos fundamentados para pensar así. Y en estos casos el mal pensamiento lo que está retratando es nuestro mal corazón. Porque es de un mal corazón desde donde sale la mala intención al juzgar

 

Evangelio apc MetrosAsí se nos medirá

Sin embargo, cuando Dios nos valore las reglas serán otras. Nos medirá con la medida que nosotros hayamos medido a los demás a lo largo de nuestra vida: Dios será comprensivo con aquellos que fueron comprensivos, será generoso con aquellos que fueron generosos y será misericordioso con aquellos que fueron misericordiosos. Por el contrario será extremadamente riguroso con quienes fueron extremadamente rigurosos, no perdonará a quienes no perdonaron y no tendrá piedad con quienes no tuvieron piedad de sus hijos. Y ese criterio es el que es realmente justo; es algo que sería a todas luces imposible de implantar aquí en la tierra como sistema de medida, pero que sí que es posible para Dios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.